participaciones preferentesSi el banco recurre nuestra sentencia sobre participaciones preferentes tenemos derecho a que nos pague los intereses de la mora procesal desde la fecha de la sentencia dictada en primera instancia.

Es una cuestión que se ha planteado en muchos de los procedimientos sobre participaciones preferentes que he tramitado, pero que se puede extrapolar a cualquier otro juicio en el que se obtenga una condena dineraria líquida:

Una vez obtenida una sentencia firme en segunda instancia en la que se condena al banco a restituir al cliente el dinero invertido más los intereses, observo a menudo que la entidad bancaria, al ingresar las cantidades resultantes, ha calculado los intereses aplicando únicamente el interés legal, eso sí, desde la fecha de la inversión hasta la de la consignación del dinero en la cuenta del Juzgado.

Es algo que se repite con frecuencia, presumo que de forma deliberada, ya que, en caso de no ser discutido por los demandantes, supone un ahorro considerable para las entidades bancarias, debido a la enorme cantidad de procedimientos que se están tramitando sobre esta materia.

Intereses de la mora procesal

El artículo 576 de la Ley de Enjuiciamiento Civil establece que Desde que fuere dictada en primera instancia, toda sentencia o resolución que condene al pago de una cantidad de dinero líquida determinará, en favor del acreedor, el devengo de un interés anual igual al del interés legal del dinero incrementado en dos puntos o el que corresponda por pacto de las partes o por disposición especial de la ley.”

Con estos intereses, llamados de la mora procesal, lo que se pretende es el cumplimiento inmediato de la resolución judicial, evitando la dilación indebida mediante recursos que perjudiquen al acreedor.

Los intereses de la mora procesal se calculan en base al interés legal del dinero incrementado en dos puntos .

Intereses en reclamaciones sobre participaciones preferentes

En los casos de reclamaciones derivadas de la comercialización de participaciones preferentes, declarada la nulidad por vicio en el consentimiento, se aplicaría el artículo 1.303 del Código Civil que establece que “los contratantes deben restituirse recíprocamente las cosas que hubiesen sido materia del contrato, con sus frutos, y el precio con los intereses.” Estos intereses son los del artículo 1.108 del Código Civil, es decir el legal del dinero.

En la liquidación de intereses que presentemos en el Juzgado calcularemos entonces, por una parte, el interés legal del dinero desde la fecha de la inversión hasta la sentencia dictada en primera instancia y, por otra, en virtud del artículo 576 LEC, los intereses de la mora procesal, es decir, el interés legal incrementado en dos puntos, desde la fecha de la sentencia dictada en primera instancia hasta el pago definitivo de la cantidad adeudada, que generalmente se hace tras resolverse el recurso de apelación.

Por lo tanto, siempre que el banco presente un recurso, con la consiguiente demora que esto va a suponer, debemos exigir la aplicación de los intereses de la mora procesal desde la sentencia de primera instancia. Si no hay conformidad por parte del banco con la liquidación, se deberá de tramitar un incidente judicial para la resolución de esta controversia.

Por lo tanto, si no reclamamos la aplicación de los intereses de la mora procesal, estaremos perdiendo una cantidad de dinero que nos corresponde legalmente ya que, al haber recurrido la sentencia, la entidad bancaria será la responsable de la dilación en el pago que, indudablemente, nos habrá perjudicado como acreedores de las cantidades invertidas en participaciones preferentes.

Luis Landa Canosa

 @luislanda